lunes, 17 de noviembre de 2008

No Conectado



Suena mi celular anunciando la llegada de un mensaje, lo leo, es de una amiga que hace mucho no veo, dice que no sabe nada de mi, pienso que suerte tiene, que se reunió hace poco con los amigos del ex trabajo, y que solo faltaba yo, que todos siguen igualitos, no han cambiado mucho, reservo el mensaje para responderle después, me da mucho pereza responder mensajes y mails, al día siguiente lo hago, respondo: que suerte por ellos, yo no creo estar igual, sin duda cambie, envejecí, engorde, pero mis besos creo no cambiaron, ya me lo dirás después, ella respondió de inmediato, no te preocupes, no quiero tus besos, solo quiero ver a los amigos, no te pierdas.

Me habla una amiga por MSN contándome que le detectaron cáncer, no se que responder, hago silencio, ella continua diciendo que los análisis a los que la someten son muy dolorosos, le respondo que no sigan ningún tratamiento, que mande a la mierda a los médicos, dice que estoy loco, que tiene una hija por la que tiene que ver. Vuelvo a hacer silencio.

Suena el teléfono de casa a las 8 AM, no contesto pero me despierta, vuelve a sonar a las 8:05 AM, sigo sin contestar pero me irrita, a la quinta llamada salgo furioso de la cama y contesto, quien???? Es una señora mayor, a juzgar por la voz, pregunta por la señora Martínez, le respondo que esta muerta, pregunta hace cuanto murió, ayer le digo, y si vuelve a llamar a esta hora usted tendrá la misma suerte

Recibo un mensaje a mi celular, es la novia, dice que esta cansada de mi, de mi desgano, que no quiere seguir estando conmigo, que me he vuelto un tipo cansado, aburrido, negativo, desganado incluso en la cama, que me quiere mucho pero no puede mas seguir conmigo, le respondo que gracias por quererme.


Timbra mi celular, con voz delicada un muchacho dice, hola soy Carlos, me recuerdas?, estuve el otro día en tu casa, yo respondo que no, dice el, no te acuerdas que nos besamos en tu sala y nos tocamos hasta mojarnos, pienso por un momentos que quizá sucedió y no lo recuerdo, el pregunta, no eres Martín?, respondo, no, lamento Carlos no ser el de los besos mojados, sigo diciendo, pero desde hoy empezare a llamarme Martín.

Me escribe una exnovia que vive en Madrid, dice que no le gusto mi relato “mi su primera vez” que no se reconoce en el, que le parece frío, le digo que para mi es todo lo contrario, al menos la intención al escribirlo era la contraria, de amor, de amistad, cariño, de homenaje y gratitud por lo que me hizo vivir ese tiempo, y una manera de reconciliarme con ella y disipar el enojo que nos tiene distanciados hace mucho. Sin comprender responde, pudiste no dejarme como una regalada.

Hablo con mi terapeuta, amiga y amante eterna mexicana, nuestra conversación casi sin querer termino siendo una sesión mas de mis antiguas terapias, diagnosticó fría y cruel, que todos no nacemos para el éxito, yo uno de ellos, que debería aceptar mi fracaso, con la naturalidad de un apellido, y que esta depresión que ando mostrando al mundo me da esa sensibilidad que me hace escribir como un artista, que si no fuera un fracasado, depresivo, no escribiría ni una palabra, pienso que tiene razón, pero no se lo digo, respondo que tengo ganas casi incontenibles de mandarla al carajo, respondió hazlo, no me atreví.

Me llama al celular una novia cibernética del extranjero, me dice en ingles que soy el hombre de sus sueños, que esta en una fiesta y no puede dejar de pensar en mí, que me ama como a nadie, le creo y respondo, me too, me too.


Insiste una amiga al celular, dice que me invita a almorzar, le contesto que ya almorcé, que gracias, insiste que entonces tomemos una cerveza, con pocas ganas termino diciendo si, bebe su cerveza mientras dice, ya deberías dejar de hacerte el loquito, tienes que sentar cabeza, casarte, le digo casate conmigo entonces, responde, te quiero mucho pero imposible, somos demasiado inestables, terminaríamos matándonos aunque compartiendo clonazepan, luego dice, paga la cuenta.

Me escribe Christina de 11 años en ingles por el MSN, i would like u to be my daddy, dice, le pregunto, why?, because u are nice daddy, u are funny, luego me pregunta, who want a birthday gift this year, respondo, en español, a ti mi Christina como mi hija.

Me escribe por mail un amigo poeta de México, me cuenta que gano el premio Tinta Nueva, le respondo, me alegra mucho por ti, te lo merecías de hace mucho, felicitaciones, cuando escribo esto siento todo lo contrario.

Dejan un comentario en mi espacio que dice: Mamey eres muy guapo por lo que veo en tu foto y que buen escritor eres, firma: Verna, quise decir gracias Verna, dame tu teléfono, dirección, mail y demás, para invitarte a una copa, besarnos y amanecer juntos, no se donde hacerlo.

Tocan la puerta de casa, sin anunciarse por el intercomunicador, pienso que es de mal gusto, asomo por el ojo visor de la puerta, es un niño, siento miedo, no abro.

Me llamó mi madre, donde estuviste anoche, eres un alcohólico un día de estos vas a despertar muerto y sin dejar para tu entierro, respondo, no me importa como vivo, menos como y donde muera, responde, eres un tarado, ya tomaste tu jarabe, respondo antes de cortar fingiendo que se acabo la batería al celular, si mama…

Desconecto los teléfonos, apago la PC, el celular, me quito los zapatos, y me recuesto en la cama sin cambiarme de ropa, me cubro con las sabanas, antes de quedar dormido escucho una voz que dice: una noche más que no rezas.
.

4 comentarios:

La Chica De Pelo Marrón dijo...

esa última frase sentí que me la decían a mi...

El Dueño de los Cajones dijo...

BRAVAZO!

victor idrogo dijo...

eres un mameeeeeey jajaja
métele quinta y apreta no más, ya llega fin de año y cada vez los veranos son más cortos (frase del charro marino)

NoeliaA dijo...

Ay, hombre, tan requeridos sos que hasta Dios te habla! jaja
Muy bueno tu relato.